El Gobierno comienza a pensar más allá del 31 de marzo, fecha en la que finaliza el aislamiento obligatorio que dispuso el Presidente a través del decreto de necesidad y urgencia 297/2020. Y el propio Alberto Fernández admitió que «es una posibilidad» prorrogar su duración.

A esa alternativa, que implicaría que se extienda al menos una semana la cuarentena total, se le suma otra medida en evaluación: que se levanten las restricciones a nivel nacional y continúe sólo en los distritos con mayor número de casos positivos de coronavirus.

La situación epidemiológica es diferente en todas las jurisdicciones. Hay algunas provincias que no han notificado casos y tenemos otras provincias donde el número de casos es más importante y donde podemos decir que está iniciándose la transmisión comunitaria.

La medida en análisis tiene que ver con la expectativa que hay en el Gobierno de que, luego del pico de aparición de nuevos casos que anticipan, a partir de la descentralización del Instituto Malbrán, comience a hacer efecto la cuarentena obligatoria y se desacelere el crecimiento de los contagios.

En ese contexto, podría haber una medida intermedia que permita levantar restricciones, claves para frenar la propagación pero con un fuerte impacto en la economía. 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *